Wednesday, August 16, 2017

El problema con los súper héroes (rev)

Hay que admirar a Julia Keleher. Ocupa uno de los puestos más importantes del país, Secretaria de Educación, es miembro de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF), es profesora (alegadamente en línea) en Washington University y ahora también va a dirigir tres escuelas. Es una súper chica. ¿Cómo lo hace? No conocemos su equipo de trabajo, pero tenemos que asumir que está rodeada de muchos workaholics, que aunque no ganan ni la mitad del sueldo(s) de su jefecita, de los ojos rubios y cabellos rubios como dice la canción de Rubén Blades, se desviven por complacerla, por hacerle el trabajo más fácil, por rendirle cuentas, por hacerla feliz. ¿De qué otra forma se podría entender la presencia tan difundida de la jefa? ¿su “eficiencia”?


A mí me da pena con los pobres directores de escuela (pobres de sueldo y de espíritu, por lo que se ve); se sentirán tan incompetentes, tan poca cosa, tan ninguneados. Los directores apenas pueden correr eficientemente sus planteles individuales y aquí viene la Linda Carter wannabe a restregarles su ineptitud en la cara. “YO voy a dirigir 3 escuelas. Y ustedes ni una pueden correr bien.” Claro, que es más fácil llamar al diablo que verlo venir. Para muestra con un botón basta. Ella había prometido reorganizar y arreglar el DE para que el comienzo del curso escolar estuviera libre de conflictos. Sin embargo, a pesar del cierre de cientos de escuelas, al 10 de agosto, todavía quedaban 230 maestros sin nombrar, 53 directores (que pena que no pueda dirigir más de tres) y hasta 7 superintendentes.

Y no hay que negar que el DE es una olla de grillos. Mejores hombres y mujeres han pasado por allí y no han podido con el chillido. Tal vez, si la Keleher lograra convencer a los directores y maestros, con lo mal pagados que están, que asuman (como ella) más de un sombrero, para finales de agosto se habrá resuelto el problema. Pero si la experiencia sirve de algo es para uno no hacerse de muchas ilusiones…Ya quisiera uno que cada escuela al comenzar el curso escolar ya tuviera todo su personal contratado… Siempre he creído que es una barbaridad que para el 30 de junio no se hayan contratado a los maestros, directores y superintendentes, y que se completen los contratos de transportación, pero todos los años es lo mismo. Y claro que hay algunos que se retiran, o renuncian o whatever, pero no son tantos. Es más facil resolver 10 o quince que caigan en esa categoría que cientos que no se reclutan a tiempo.

Lo siento por la Keleher, realmente tenía la esperanza de que sino su capacidad, sus estrategías le sirvieran mejor. Sin embargo, otra vez las escuelas comienzan y no están preparadas y no tienen materiales y hay problemas de transporte y no hay maestros…y no,no, no.

PS. Tengo que añadir este enlace que me acaban de enviar de De La Nada Productions.

Tuesday, August 08, 2017

De la impericia y otros males

Temo que el periódico El Nuevo Día va por la ruta del San Juan Star. Si se fijan, la edición de hoy tiene apenas 50 páginas. Y no puede uno creer que no hayan noticias que reportar…Pero bueno, de eso, como dice Mayra Montero, no voy a hablar.

Lo que concierne aquí es la Junta de Control Fiscal. La Junta ha ordenado la reducción de la jornada laboral para la mayoría de los empleados públicos. El profesor Caraballo Cueto, economista, ha titulado su columna de hoy “La impericia económica de la Junta.”  Según el profesor si los miembros de la Junta de Control (noten quienes usan el adjetivo control y quienes supervisión) supieran algo de economía se darían cuenta que su propuesta es errada y que viene a crear además de desasosiego, mayor desestabilización ya que no habría dinero circulando para darle continuidad a nuestra economía que se basa mayormente en el consumo. (Recomiendo que lean la columna de Caraballo)

 A mí me parece que la Junta viene con unas ideas preconcebidas de lo que hay que hacer con esta jaticá de vagos que solo viven del mantengo y que aunque le pongan datos reales y fidedignos de frente no los van a creer, porque como bien dice el dicho "no hay peor ciego que el que no quiere ver." Esto también puede concluirse de su poco interés en que se audite la deuda, en que se averigüe cómo fue que se creó esta deuda monumental. Por otra parte, ellos (JCF) han gastado, según Caribbean Business “$22 millones para la operación de la junta de control fiscal, según requiere Promesa.” Esto es el equivalente, más o menos, del sueldo de unos mil trabajadores puertorriqueños--si se considera que el sueldo de la mayoría de los empleados públicos no alcanza los $2000 mensuales. “Incluso pagamos $2 millones por el mes de junio, cuando aún no se habían nombrado los miembros de la junta y Promesa llevaba menos de un día de vigencia.” Y ahora la Jaresko ha amenazado con nombrar a un Control en Hacienda para asegurar que el gobierno de RR cumpla con lo que la JCF ha establecido es la forma más eficaz (¿rápida?) de resolver el problema fiscal de la isla.

El gobierno por su parte confía en el éxito de un retiro incentivado. ¿Pero, qué incentivo puede haber para retirarse? El retiro también está en jaque y no hay trabajos. Es una falacia pensar que vas a dejar de trabajar con el gobierno porque vas a conseguir empleo en la empresa privada. Fíjense en los clasificados. El periódico antes publicaba un suplemento con trabajos disponibles de varias páginas; ahora lo único que aparece—para el que no es un profesional—es para vender subscripciones. Conozco varios jóvenes desempleados que quisieran trabajar pero no tienen grados universitarios; tampoco tienen automóvil. Así que no tienen manera de dedicarse a vender subscripciones. Hay que trabajar primero y después se consigue el carro.

Se me ocurre que primero le consigas trabajo, y después lo incentives a retirarse. No es justo tirarlos al vacío.

Otro comentario que no quiero dejar de hacer es que yo no asumo ninguna responsabilidad por el desmadre del gobierno. No cedo voluntariamente ni un solo centavo de mi bolsillo. Que recorten los subsidios a las grandes empresas y las corporaciones; que recorten los gastos de la Junta y de la legislatura; que recorten de arriba para abajo que en lo que me toca a mí ya se habrá resuelto el problema.

Como dice el comentarista Juan López Bauzá: “En estas circunstancias de abuso y de mentira colectiva a niveles estrepitosos, resulta casi una reacción normal que los sometidos, que los amarrados, se acusen a sí mismos del fracaso colectivo, haciéndole eco a las burlas del amo. La idea de que lo hemos hecho mal nosotros, luego de que el amo nos diera la oportunidad para hacerlo bien, es una de las formas más perversas y eficientes que existen para preservar, mediante la culpa compartida, tan evidente estado de ilegalidad política.”

Referencias:
https://www.elnuevodia.com/opinion/columnas/laimpericiaeconomicadelajunta-columna-2347019/#
https://www.elnuevodia.com/opinion/columnas/puertoricoamarradoyflagelado-columna-2346932/#
http://cb.pr/se-disparan-los-costos-de-la-junta-de-control-fiscal/

Saturday, July 22, 2017

¿Pagar o no pagar?

Tan reciente como ayer, GFR Media, que publica los periódicos El Nuevo Día y Primera Hora, además de Índice, acaba de anunciar que habrá de recortar su plantilla de trabajadores. “Estas cesantías responden no solo a los ajustes que debe asumir como parte de los retos que enfrenta la industria y la economía sino que también forma parte de un nuevo modelo atemperado a la evolución del negocio y las audiencias.” Esto, por supuesto, junto a la nueva modalidad que asumió endi.com de exigir que se registre el usuario y cobrar por el acceso a las noticias, ha causado mucho malestar. Para empezar, la mayoría de los lectores interpretan “los ajustes que debe asumir” la empresa como otra forma en la que GFR Media continúa enriqueciéndose a costa del trabajo y sacrificio de los demás. Son muchos los que se dan cuenta que el capitalismo solo cree en ganancias y no les preocupa la calidad de vida de los que ayudan a crear dicho capital, o sea, los empleados. Es cierto, hasta cierto punto, que el interés por las noticias ha caído en picada. Por otra es incuestionable que muchos se resisten a pagar por contenido que pueden obtener en otras partes de manera gratuita. Así que ¿cuál es la estrategia aquí?

En una encuesta que lleve a cabo entre varios amigos, todos lectores, les pregunté que si se subscribían a algún periódico o revista online y solo dos personas (de 8) contestaron que sí. (Una se subscribe al NYT y a The New Yorker; otra a ENDI ). O sea, la mayoría recibe sus noticias gratis o por TV. (Hace tiempo que soy de las pocas personas que conozco personalmente que aun se subscribe al periódico en papel.) Parece que al que le interesa conocer lo que sucede en el mundo, accede a los medios en línea; esto puede ser desde una computadora, tablet, o teléfono, usando chats, Facebook u otros medios. Otra pregunta que les hice a los amigos es si pagarían por el periódico si hubiera la alternativa de pagar para leer sólo los artículos que les interesaran, algo así como a un dólar por artículo. La mayoría dijo que solo si lo necesitaban realmente, para investigar un asunto o por el trabajo. Uno me dijo que pagaría por acceso al periódico completo si pudiera hacerlo un día a la vez, cuando le interesara algo en particular, o sea, igual que si lo comprara en la calle, o si se le garantizaban que no iba a tener anuncios.

Una encuesta que publica Digital News Report, que auspicia Reuters y Oxford, concluyó que de un total de 70,000 usuarios de Internet de varios países que contestaron sus preguntas, los lectores de entre las edades de 25 a 34 años estaban más dispuestos a pagar por contenido digital que los mayores de 34 años. (Todos mis entrevistados eran mayores de 35, excepto una). También encontraron que las personas con tendencias izquierdistas estaban más dispuestas a pagar por las noticias ya que lo veían como una forma de salvar empleos y ver contenido de calidad. En EEUU desde el escándalo de los “fake news” y Trump ha habido un leve aumento en las suscripciones en línea a periódicos establecidos como el New York Times.

Volviendo al caso del periódico local, hay quienes se sienten indignados con que GFR Media, a sabiendas de que es la fuente de noticias más reconocida en el país, trate de controlar el acceso a la información ya que este gesto los deja solo con  El Vocero, que todavía ofrece gratuitamente su diario en línea y en papel. Lo cierto es que el periódico en papel está en crisis y las compañías van a ir liquidándolos poco a poco. Hace quince años el periódico del domingo era enorme. Apenas cabía en el buzón. Hoy el contenido es exiguo y de apenas unas 75-80 páginas, sin contar las revistas.

Ahora, como dice uno de mis entrevistados, al periódico solo le preocupa la cantidad de clicks que obtengan los artículos o los anuncios que cubren sus páginas. En fín que no parece haber mucha lealtad con endi y eso, es importante a la hora de tratar de retener subscriptores o atraer nuevos.

En estos tiempos de crisis, no creo que sean muchos los que se subscriban a endi.com para obtener sus noticias, especialmente si no hay contenido exclusivo, de calidad y de peso (Puedo equivocarme. El tiempo dirá). Afortunadamente todavía existen fuentes confiables como NotiCel que ofrece noticias locales e internacionales gratis y sin boberas.



Por otra parte, me parece que es un buen momento para comenzar a hablarse sobre la importancia de la prensa en un país con aspiraciones democráticas, y sobre las ataduras y compromisos que hacen difícil mantener una prensa libre de presiones políticas o económicas. Si la prensa desea respeto, tiene que darse a respetar y no infligir censuras (como la de Pepito) que ponen en duda sus motivaciones y sus lealtades. En lo que decidimos si pagar o no pagar, debemos evaluar cuánto nos ofrece el medio y cuánto vale su acceso; mientras tanto, las empresas tienen que buscar formas de continuar empleando reporteros, investigadores y columnistas de calibre que nos muevan a comprometernos; tienen que buscar la manera de hacernos creer que lo que ofrecen es realmente atractivo, fidedigno, valioso e imprescindible, preferiblemente sin todo el fluff...

Thursday, June 22, 2017

Los servicios esenciales

Al parecer al señor gobernador se le hace difícil decidir (o definir) cuáles son los servicios esenciales. Así que en un gesto noble y en aras del servicio público, lo vamos a ayudar. Según entendemos lo esencial, entiéndase aquello de lo que no podemos prescindir, es básicamente el oxígeno, el agua, la comida y, si somos ambiciosos, un techo que nos cobije. Por lo tanto, si fuéramos a ir a lo realmente fundamental, diríamos que de los servicios esenciales que ofrece el gobierno están la Autoridad de Acueductos y Acantilados, el Departamento de Agricultura y el Departamento de la Vivienda, y ya que apoya el trabajo de los anteriores La Autoridad de Energía Eléctrica.

Sin embargo, cuando se habla de servicios esenciales en el gobierno se piensa en aquellos que deberían proveerse para propiciar el sano convivir y lograr la salud física, mental y económica de sus constituyentes. Aquí pareciera complicarse la cosa pero no. Según el psicólogo y humanista, Alexander Maslow además de las necesidades básicas que tiene el ser humano para sobrevivir (o sea las arriba mencionadas), existen otras necesidades que deben satisfacerse para que una persona se sienta totalmente realizada.
Según su pirámide de necesidades—la cual ha sido modificada por otros psicólogos pero que sigue igual en lo básico—Maslow propuso que después de haber satisfecho las necesidades fisiológicas, las personas necesitan sentirse seguras. Aquí se incluye no solamente la seguridad física sino la sicológica. O sea, tener una vivienda, tener empleo, tener salud. Por lo tanto, el gobierno debe proveer servicios de seguridad (la policía y justicia), empleo, (Departamento del Trabajo), y servicios de salud (hospitales).

Creo que ya podemos ir elaborando un plan, señor gobernador.

Otra cosa que motiva a los seres humanos es la posibilidad de mejorar su condición económica. Y aquí entra ese elemento esencial que el gobierno de turno ha querido minar para no decir eliminar. A menos que se venga de una familia adinerada, o se tenga suerte e imaginación inusitada, la mayoría de las personas acceden a la seguridad económica a través de la educación. Por lo que otro servicio esencial lo ofrecen el Departamento de Educación y la Universidad de Puerto Rico. No quiere decirse con esto que otras dependencias del gobierno como Carreteras, CRIM y Hacienda no sean importantes, pero si tenemos que escoger, es evidente que las que menos deben afectarse son las mencionadas anteriormente, o sea, las esenciales. Si hay que decidir a quien NO cortarle la cabeza, me parece obvio: la seguridad, la salud, la educación. Después de todo, la Junta (JSF) lo que busca es que sea el gobierno el que decida a quién recortarle el presupuesto y no ella. Por supuesto que determinar cuáles son los servicios esenciales es relativamente fácil. Lo que requiere tacto, es anunciar a quiénes se le va a dar prioridad. Después de todo cuando se accede a cualquier puesto de poder se adquieren compromisos de diversas clases, se hacen promesas, se trastocan ideales, se pone en juego la integridad…pero alguien tiene que ponerle el cascabel al gato.

Atrévase señor gobernador; hágalo.

Thursday, June 15, 2017

De las postales y los males del alma




Siempre me han fascinado las postales. No sé por qué.  Cuando era una joven con pocos recursos, me fascinaba ir a la tienda de postales, cuando aun existían esas cosas, a ojearlas y comprar alguna cuando podía. Las postales no sólo le hacen saber al que las recibe que se piensa en él o en ella sino que también facilitan el proceso de compartir los sentimientos. Hay postales en las que la simple imagen basta.  Pero en la mayoría de los casos se escoge una tarjeta por el mensaje.  Siempre he envidiado a los que las escriben.  Una vez conocí a una chica que se dedicaba a eso, a escribir postales. Me sentía al conocerla como se siente el que conoce a una celebridad. No recuerdo, sin embargo, si alguna vez pude conocer su trabajo. Nunca más la volví a ver.

Tal vez porque las palabras son importantes para mí, escoger una postal para un ser querido, o un amigo/a, es bien difícil. Leo muchas antes de optar por una. A veces me gusta la imagen pero no el contenido.  A veces el contenido es bueno pero no me gusta para nada el diseño. Hubo un tiempo, cuando tener una impresora era una novedad, que las hacía yo misma. Pero nunca tuve el talento necesario para  sustituir las profesionales por aquellos frustrados intentos.

Hay postales para todas las ocasiones: jocosas, melodramáticos, tiernas. Una de mis favoritas me la regaló mi hermana una vez para las madres.  Decía algo así como Siempre supe que serías una buena madre….pues siempre te ha gustado mandar. (Algo por el estilo.) Otra vez me regaló una, que sé que la tengo guardada, pero no la pienso buscar ahora, en la que me comparaba con Mami, cuando eso no era halagador.  Recuerdo que nos echamos a reír, y mami preguntó de qué nos reíamos. “Nada, nada” recuerdo que le dije.

El colega, sospecho que hace igual que yo pero tiene mejor suerte pues siempre encuentra las más bellas, las que combinan el texto perfectamente con la imagen.  Tengo, como las novias adolescentes, todas las que me ha dado y a veces me siento a releerlas.

Con la muerte de Papi, a quien le gustaba guardarlo todo, encontramos algunas postales que le habíamos enviado a lo largo del tiempo. Las mejores eran de mi hermana. Supongo que ella también pasa largos ratos buscando la ideal; también es más generosa con las palabras. Mientras leía las postales de Papi, me percaté que las pocas mías eran secas, displicentes, podría decirse.  Los mensajes eran bastante genéricos y parcos y las firmaba con mi nombre y nada más.  Y es que supongo que al igual que con Mami, tenía sentimientos encontrados con él. Por muchos años pensaba que entre las personas que más amaba en el mundo estaba él. Aunque reconocía que tenía muchos defectos, no por eso podía dejar de verlo y alegrarme, de buscar su compañía, de querer su aprobación.

Desafortunadamente, cuando llegaba el momento de comprar una postal para el día de los padres, me entraba un desasosiego.  ¿Encontraría una postal que dijera lo que realmente sentía por él? No recuerdo haberla encontrado nunca.  Las postales, en general, no lo describían ni comunicaban lo que sentía.  Muchas veces le llevaba el regalo sin la postal. Ahora que ya no está, pienso que fui mezquina.  En mi afán por encontrar las palabras exactas, perdí muchas buenas oportunidades de por lo menos hacerlo feliz, de hacerlo sentir bien, de mostrarle cuanto lo quería. De esto estoy convencida porque un año en el que no sabía que regalarle, después que nos había pedido que no le regaláramos nada, le escribí un poema—malo por supuesto—cuando terminó de leerlo se sonrió, pero no me dijo nada. Entre sus cosas encontré el poema.  Para mi sorpresa, al dorso del papel había escrito en su letra distintiva: Gracias, Elsa. 


Supongo que no se escriben postales para los muertos pero de haberlas la mía tendría que decir. Papi, que bueno haberte tenido en mi vida; te extraño todos los días.


Monday, May 01, 2017

La marcha y su desenlace



Los manifestantes convocados para la marcha del 1 de mayo de 2017, comenzaron a llegar a los cinco puntos de encuentro desde las 3:30 de la madrugada.  Ya desde antes de las 10 a.m. comenzaron los grupos a desplazarse hacia la Milla de Oro. Entre las 12:30 y 1:00 p.m. podía verse una marcha multitudinaria de diversos grupos de la sociedad civil, religiosa, universitaria, sindicatos y unionados. Las fotos y videos que se ha compartido en los noticiarios y las redes sociales muestran miles de personas marchando. Todo en relativa calma, pero el gobernador se enfocó en los 15 minutos de caos en los que unos jóvenes (NO hay evidencia hasta ahora que hayan sido estudiantes) atacaron al edificio del Banco Popular.  En su conferencia de prensa, el Comandante en jefe de la policía (así se autodenominó) hizo caso omiso de los miles de manifestantes y como la prensa misma, se enfocó en los 15 minutos en los que se arremetió contra, no personas, sino un símbolo de la crisis por la que atraviesa el país.

Es verdad que no hay peor ciego que el que no quiere ver.  Es más el gobernador preocupado por sus amigos banqueros, se comprometió a limpiar y borrar la imagen negativa que se puedan llevar la “gente” de lo que ocurrió en esa área. Va, su gobierno, a reconstruir "mañana mismo" lo que otros decidieron destruir,“Lacerando a nuestra sociedad” dijo. Eddie Munster, además asegura a los de la prensa que no habrá impunidad.

If a tree falls in the forest and no one is around to hear it, does it make a sound?

Parecería que el árbol (la marcha) cayó en el bosque (La Milla de Oro) pero el gobernador andaba por La la land y no lo escuchó, así que no ocurrió. Dijo el gobernador que la marcha había sido un fracaso, que no había logrado su cometido. Recalcó que no tenía nada que comentar sobre la marcha porque ya el había hablado con los distintos grupos que se manifestaban ("Le dimos espacio para diálogo") y la cosa no había como salvarla.

Se concentró en asegurar que no habría impunidad y que los “maleantes” serían arrestados.

Igualmente la prensa televisiva que buscaba algo para mantener al televidente enchufaó, se enfocó en esos quince minutos, repitiendo las imágenes una y otra vez.  La prensa escrita (online) por su parte decía a las 4.pm.“Destrozos y violencia” El Nuevo Día. “Culmina con encontronazos el paro,” El Vocero. Como dijo Díaz Olivo por televisión por lo menos el incidente entre la policía y los manifestantes rompió con el aburrimiento en que se había vuelto la transmisión.  Parece que a el no lo conmovió ver a los grupos unirse y protestar. Era como si esperase o anhelase que hubiera problemas. La prensa jamás--digo, hasta las 5 que apagué el TV-- pasó NADA sobre los actos artísticos de los que hubo muchos. Nada sobre los discursos ni de lo que ocurrió en la tarima, excepto lo que no pudo cumplirse, porque la policía los obligó a desmantelar y terminar con el acto.



Aunque los que no quieran oír, se seguirán tapando los oídos, las protestas deben seguir. La protesta y la disidencia no son actos criminales. El gobierno en una democracia es el reponsable de garantizar la paz y proteger los derechos de los ciudadanos, especialmente los afectados por las leyes que promueven. NO puede concentrarse en castigar a los que protestan y desestabilizar a las organizaciones que reclaman.  La violencia contra el banco es solo una muestra del descontento de la población.  No todo el mundo reacciona al dolor de la misma manera.  No se puede criminalizar la protesta con la excusa de dos viejos que tuvieron que cargar sus motetes porque no tenían transporte, (Por favor.  En otras partes del mundo no tienen paquetes que cargar) o por el ataque a un símbolo.

Wednesday, April 26, 2017

Se rompió G. I. Joe



His silver hairs
Will purchase us a good opinion
And buy men’s voices to commend our deeds:
It shall be said his judgment rul’d our hands;
Our youths and wildness shall no whit appear,
But all be buried in his gravity.
Julius Caesar, Shakespeare




4 de marzo de 2017

Cuando trato de recordar cómo era papi, se me viene a la mente una foto en la que se mece en un columpio con una amplia sonrisa. Es bello. Lleva una camisilla blanca que acentúan sus dientes perfectos y tan blancos. Es joven, entonces. Debe tener 30 años. No sé qué fue de esa foto ya que no está en casa (en la de mami, digo). Seguro que fue a parar a manos de una de mis hermanas o de algún otro familiar de esos que les atraen las fotos que evocan sentimientos de nostalgia y de alegría. Si, porque es una foto en la que a papi se le ve alegre.

Hoy papi no es una sombra del hombre fornido, de brazos torneados y musculosos que fuera alguna vez. Cuando éramos niñas el nos mostraba cuan fuerte era soplando por su dedo pulgar mientras su bíceps iban creciendo. Nos reíamos con deleite. Era maravilloso ese hombre que nos mostraba que era capaz de protegernos porque era tan fuerte.

Papi era además el más inteligente de todos. Era un as en las matemáticas, recitaba las más bellas poesías y leía de todo; nos parecía que nos entendía. Era el que llegaba a casa con libros y cómics. ¿Habría ser más atractivo para unas niñas ansiosas por conocer el mundo de la única forma que podíamos?

Pero papi también tenía su lado oscuro. Era irascible, arrogante y burlón. También era adicto a los juegos clandestinos. Le gustaba pasarse las noches en la calle jugando topos o barajas. Y a pesar de lo bella que era mami, a menudo buscaba calor en otra cama. Consciente de sus defectos, un año, supongo que en un arrebato de culpabilidad por su vida pecaminosa, dejó de comulgar; más tarde dejó de ir a la iglesia. Ese fue un cambio trascendental ya que su presencia en el templo había sido tan importante en nuestras vidas. Ahora le ha dado con ser devoto nuevamente. El cura lo confesó y ha vuelto a comulgar. Es conveniente. No es que no quiera pecar; es que ya no puede.

Ayer se volvió a caer.  Tenía no menos de tres vendajes.  Dos grandes en el brazo y uno más pequeño en el codo. Y ni hablar de las que ya se han ido curando. Me dio lástima verlo tan encorvado y derrotado. Un GI Joe viejo, abatido y con los ánimos y las extremidades vencidas.

26 de abril 2017.

Lo anterior lo escribí hace un mes atrás.  Hoy papi falleció. Cuando llegué a la casa todavía estaba en la misma posición en que había muerto. Mi hermana le había colocado una almohada bajo la cabeza para...no sé... para que no tuviera frío...para que su cabeza no quedara en el piso duro...Me impresionó verlo así. Me arrodillé a besar su cara fría, a acariciar su cabellera blanca. Y a llorar mi muerto.

Friday, March 24, 2017

The War against all Puerto Ricans de Nelson Denis (2015)




No soy muy disciplinada en eso de leer libros de historia, y de no ficción en general. Que conste que he leído varios fascinantes como Nickled and Dimed: On not getting by in the USA (2001) de Barbara Ehrenreich y Payback: Debt and the Shadow Side of Wealth (2012) de Margaret Atwood, o más recientemente La Mordaza (1989) de Ivonne Acosta Lespier. Lo cierto es que en muchas ocasiones, aun cuando tengo las mejores intenciones, a menudo, la aridez del texto, o el uso de jerga o demasiadas tablas, me desaniman y termino por soltarlos. Este no es el caso con los libros mencionados anteriormente ni con el libro de Denis. Este libro, que fue tan controversial en la isla cuando salió impreso, se lee como una novela de intrigas. Tiene un tono ameno e irresistible. Además de que aunque pueda tener errores como bien señalan los expertos, es una aportación necesaria a la tan poco conocida y poco difundida historia de nuestra isla.

Cabe señalar que aunque El Nuevo Día lo incluyó entre los libros más leídos (¿o sería comprados?) del año 2015 y hasta marzo del 2016, su recibimiento en la isla fue dividido. Gente respetada en los círculos intelectuales como Edgardo Rodríguez Juliá despotricó en su columna dominical contra el autor y su representación de Muñoz como “el moto de isla verde”, mientras que Carmen Dolores Hernández lo recomendó en la suya de reseñas como un libro indispensable. En la revista Diálogo hubo un interesante tira y jala entre Nelson Denis y Ferrao, profesor de Ciencias Sociales de la UPR.

Y es que es un libro controversial.  Si usted cree que Muñoz Marín fue poco menos que Dios en vida, no lo lea porque le va a dar un yeyo---lo mismo ocurre con La Mordaza.  Muñoz queda retratado aquí como un irresponsable, adicto al opio que manipuló por conveniencia personal el futuro de Puerto Rico. Aquí no nos muestran el padre benévolo que nos venden en la escuela. Ese que cuida a los hijos, librándolos de la independencia, para que no pasen hambre...Aquí Muñoz es un hombre vil que fue capaz de silenciar a sus retractores sin escrúpulos y sin piedad.

La foto de la portada muestra el ataque nacionalista a la Fortaleza
El héroe de esta película es Albizu.  Aunque Denis se toma licencia poética para narrar la vida del líder nacionalista lo hace de manera delicada y conmovedora.  Ver a Albizu caminando de un lado para otro para no perder la cordura mientras está en la cárcel recibiendo descargas de radiación, me hizo rabiar y llorar. 

Otra historia conmovedora es la del poeta Matos Paolí que tristemente sucumbió por un tiempo a la locura como resultado de una encarcelación injusta y despiadada.

A pesar de que sus críticos han señalado los errores o inconsistencias del libro, yo apoyo la tesis de Héctor Meléndez, catedrático de la UPR, cuando pregunta: “¿no puede hacer una contribución valiosa un trabajo que en algunas partes muestre debilidades científicas, académicas o editoriales, pero brinde información importante para el mundo? Claro que sí.”

Recientemente Oliver Stone denuncia con éxito (pero no exento de detractores) la mentira histórica que se vende en las escuelas norteamericanas en su documental The Untold History of the United States. Y es que siempre hace falta alguien que nos abra los ojos, que revele el prisma a través del cual recibimos las gotitas de historia de los países por que mas que menos toda historia es tergiversada, más aun la de los colonizados que ni siquiera tienen el lujo de escribir su propia historia.

War Against All Puerto Ricans, incluye 71 páginas de notas y una extensa bibliografía para el que tenga dudas de la cantidad de trabajo que conlleva un libro como este que pretende desmitificar años de historia colonizadora.  Lo recomiendo.

Artículos diversos en la red:







Thursday, March 09, 2017

Paro internacional de mujeres




Aunque el Paro internacional de mujeres de ayer organizado por el Colectivo feminista y al cual se unieron otros grupos feministas detuvo el tráfico en San Juan por horas ayer, El Nuevo Día, el periódico de mayor circulación en la isla, no le dedica ni media oración, ni una foto siquiera en la edición impresa de hoy 9 de marzo.  En ENDI, la versión en línea, incluye un corto vídeo. Sin embargo, en lo que parece una movida de último minuto, incluyeron una noticia de The Associated Press en Buenos Aires (p. 30) en el que se menciona el paro en Latinoamérica. WTF?**

Adrienne Rich, aclamada escritora, educadora y feminista Norteamérica dice que las mujeres en vez de meramente recibir una educación deberíamos reclamar una educación, exigirla. Entre las varias acepciones que aparecen en el  diccionario de la Real Academia Española para el verbo “recibir” se encuentran: “Tomar lo que le dan o le envían”, “Hacerse cargo de lo que le dan o le envían,”y  hasta “Padecer el daño que otra le hace o casualmente le sucede.” La palabra “reclamar” sin embargo, aparece como “Clamar o llamar con repetición o mucha instancia.” Pedir o exigir con derecho o con instancia algo. Como en “Reclamar el precio de un trabajo. Reclamar atención.” Para exigir aparece “Pedir imperiosamente algo a lo que se tiene derecho.”

Como ven la palabra recibir implica pasividad. No algo que queremos, sino algo que se nos ha sido dado, algo que se nos ha sido impuesto. Por otra parte, reclamar es un verbo con connotaciones más positivas. Reclamar implica exigir, requerir, pedir. En otras, palabras, al reclamar una educación las mujeres estamos diciendo que la educación es algo que necesitamos para vivir o sobrevivir.

Desafortunadamente, las mujeres nos hemos conformado, con recibir. Recibimos una educación, recibimos halagos, recibimos regalos,…recibimos golpes. Más, han sido las mujeres que no se conformaron con recibir las que han hecho mella en la historia. Esas mujeres que reclamaron, una educación, que reclamaron que se les escuchara, son las que cambiaron el curso de la historia para las demás mujeres.

Cambiaron el curso de la historia porque resistieron la pasividad de la palabra recibir y decidieron reclamar lo que les correspondía. Tomemos como ejemplo la famosa sufragista norteamericana Susan B. Anthony. Susan B. Anthony luchó largos años para conseguir que a la mujer norteamericana se le permitiera votar. Alegaba Susan B. Anthony que mientras la mujer no tuviera participación en las cuestiones gubernamentales y políticas no dejaría de ser un ciudadano de segunda clase. Desafortunadamente, Anthony nunca pudo ver su sueño hacerse realidad y la única vez que intento votar fue arrestada. Anthony alegaba que la constitución que otorgaba a los ciudadanos norteamericanos el derecho al voto incluía a las mujeres. Pero esa no era la interpretación que le daba la ley los jueces de aquella época y en 1872 fue arrestada por tratar de votar. Pero esto no frustró sus intentos. Anthony siguió luchando por el sufragio universal y ya para el momento de su muerte algunos estados de la nación permitían que las mujeres ejercieran su derecho al voto. La enmienda a la constitución por la que tanto luchó Anthony se hizo ley en 1920, once años después de su muerte. Pero esto no puede verse como una derrota para Anthony ya que fue el movimiento sufragista que fundó Anthony con su amiga y colaboradora Elizabeth Cady Stanton que logró esta enmienda a la constitución que hoy le otorga el derecho al voto a la mujer norteamericana.

Existe un sin fin de ejemplos de mujeres que resistieron la pasividad que les imponía no sólo la sociedad sino también sus religiones y sus pares.

Entre las mujeres puertorriqueñas podemos mencionar a Ana Roque de Duprey quien fuera maestra y periodista, además de la fundadora del movimiento feminista en Puerto Rico. Fue como parte de la lucha de Doña Ana y su liga sufragista que finalmente se le otorgó el derecho al voto a la mujer en Puerto Rico en el año 1932. Como Susan B. Anthony, doña Ana nunca pudo ejercer su derecho al voto. Cuando ella fue a votar la rechazaron porque su nombre no aparecía en la lista de electores. Sus amigas, convencidas de que doña Ana no podría a sus 80 años soportar el severo golpe que esa negativa tendría, le hicieron creer que su voto sería válido mediante una affidávit. Cuando salió del colegio electoral cuentan que Doña Ana dijo, “Ya puedo morir, porque he votado.”

En estos momentos en que el país lee sobre los abusos de parte del legendario alcalde de Guaynabo y en el que se pretende obviar la identidad sexual en las escuelas, la marcha de ayer, el paro de labores era un llamado a la concienciación muy necesario. Una pena que solo se enteraron los usuarios de Facebook, amigos del colectivo. Los demás, a menos que no hayan visto las noticias ayer en el que se resumió en menos de 5 minutos, ni se enteraron. Dice mucho de los directivos del periódico este desaire.


**Cuando me decidí a escribir esto a las 7am no había nada online. Cuando volví a cotejar, como a las 9am, por eso de ser justa, noté que habían incluído un reportaje.  http://www.elnuevodia.com/noticias/locales/nota/mujeresprotestaronenlamilladeoroporsusderechos-2298833/

Friday, February 24, 2017

¿Se puede o no se puede?




Siempre que se ataca a la Universidad de Puerto Rico  aquellos que creemos que son más sus méritos que sus faltas, nos incomodamos. Algunos se tiran a la calle, otros escriben o dan conferencias de prensa, otros se muerden la lengua para no ofender a los contactos sociales que frecuentan y no parecen entender su importancia que para nosotros es obvia.  Hay muchas manifestaciones de este desconsuelo como hay estudiantes, egresados y empleados.

Tanto cariño a veces desemboca en pasión y el entusiasmo en errores. Entre los errores que han cometido en esta ocasión los estudiantes tengo que mencionar dos que han salido a la luz.  La primera es la decisión de los estudiantes de coartarle a la prensa el derecho a informar. No se puede pedir transparencia cuando no estamos dispuestos a ofrecerla. Segundo, es amenazar con atacar al gobernador. Entiendo el disgusto de la líder estudiantil, pero en tiempos de ánimos caldeados y ante las amenazas (obvias en las enmiendas al código penal y el interés en el senado por el "orden y decoro") de volver a imponer una mordaza al derecho de expresión, no hay que avivar la llama. Con esto no digo que no se proteste. Creo en la protesta y en plantear retos, pero hay formas y hay formas.

Otro error, esta vez de parte de la administración, es renunciar antes de que terminara el semestre. Supongo que la Dra. Celestre Freytes tenía buenas razones para no querer aguantar el estrés y la presión que se le estaba ejerciendo para que cortara los dichosos 300 millones. Número que todavía no he leído de dónde lo sacaron, o sea ¿cómo se llegó a esa cifra? Pero los rectores no tenían esa presión ni le debían lealtad alguna a Freytes. Si iban a renunciar tenían que haberlo hecho cuando se fue Walker a quien sí les debían algo de lealtad y en cuya defensa no salió ninguno, por lo menos no recuerdo leer nada.

Y finalmente, ¿cómo es que Nivia Fernández hace declaraciones en la prensa informando que ya casi tiene el borrador recortando los $300m cuando la comunidad universitaria ha declarado en un sinnúmero de foros que no se le puede seguir recortando a la UPR? Los de la Junta deben estar riéndose a carcajadas con toda esta situación. ¿Para que se cerraron los recintos? ¿Para qué los paros y demostraciones? Primero dice que no se puede y después recurre al propio gobierno para justificar que sí se puede. Y después son negocios con el ejecutivo, “a pesar de que el Ejecutivo durante años ha mantenido millonarias deudas con la UPR.” No entiendo que se propone la Presidenta interina.

Seguramente hay formas de recortar el presupuesto que no afecten a los estudiantes ni la oferta académica. Eso lo sabemos todos los que hemos trabajado en ella. Fernández dice que está dispuesta a escuchar sugerencias y propuestas de la comunidad. Pero lo cierto es que ella es interina y no hay forma de asegurar que las propuestas que le lleguen serán atendidas. También es cierto que como botín de guerra que siempre ha sido la UPR para los dos principales partidos, los que están en el poder ya tienen su agenda para la UPR y en el caso de los PNPs, suele ser nefasta.










Saturday, February 04, 2017

El peligro de las leyendas urbanas



Tres niñas de 12 años. Dos (Bella y Morgan) son amigas desde el cuarto grado; una (Anissa) se les acaba de unir. La recién llegada le habla a Morgan de una página en Internet que sigue.  Se llama Creepypasta.  En este site se postean historias de terror para entretener/asustar a los seguidores. Una de las historias creadas en el sitio en el 2009 es la de un personaje llamado Slenderman. Anissa y Morgan inmersas en el mundo de Creepypasta se convencen de que Slenderman va a matar a su familia si no les conceden un sacrificio. Tiene que ser de sangre. Deciden sacrificar a la Bella, el día de su cumpleaños.

 La historia que les acabo de resumir es desconcertante y es lo que mueve a Irene Taylor Brodsky a filmar el documental titulado Beware the Slenderman, un documental que estrenó HBO en el 2016. Los sucesos ocurren en el 2014 en Waukesha, Wisconsin.

Aunque un poco desenfocado, este film trata de atar la historia de la evolución del personaje llamado Slenderman al intento de asesinato que ocurrió en Wisconsin.  Empieza resumiendo el surgimiento de este personaje, ficticio, creado con el propósito de convertirlo en un “urban legend” y que despegó en el mundo de la red entre los adeptos de Creepypasta quienes, según la página oficial, deben ser mayores de dieciocho años. (Yo nunca había oído del personaje ni el site hasta que leí una reseña y decidí buscar la película).   

La segunda parte cuenta al detalle, según lo revelan las propias niñas, como se planificó y cometió el crimen. Finalmente, el film sigue el caso en corte en el que se va a determinar si deben o no ser fichadas como adultas.

Recomiendo este documental para los fans de las nuevas tecnologías ya que Slenderman ha creado su propio mundo que incluye juegos, películas, poemas y mucho, mucho arte. También me parece que los padres deberían verla así como a modo de “cautionary tale.”

Por otra parte voy a dedicarle unas palabras a la credulidad de la gente. Para empezar, el fenómeno del Slenderman me pone a pensar en todos los “fake news” que circulan por la red: que si aquella niña fue raptada, que si uno se toma 3 galones de jugo de limón fresco se verá como cuando tenía 15, que si tengan cuidado con los que se le acercan por el lado derecho a ofrecerles o pedirles o venderles. No importa. Tengo una amiga que me envía no menos de 3 notificaciones de estas semanalmente por whatsapp. Yo quisiera decirle ¡BASTA! pero me limito a ignorar los mensajes. Y ni hablar de los que pretenden que comparta el mensaje con los demás amigos. En fin, que la gente es muy crédula. Cuando alguien menos cándido me envía uno de esos avisos averiguo si se trata de un engaño o si es un aviso auténtico. Nueve de cada diez veces es una noticia falsa. Asimismo, los padres deben preocuparse por advertirles a los hijos que todo lo que se escribe en Internet no es veraz ni creíble. Que hay que discriminar, averiguar, dudar. En el caso de las niñas del documental, los padres, sabían que las niñas visitaban esa página pero no les pareció ofensiva o preocupante. Grave Error. (Claro que las niñas tenían otros problemas que dejo que averigüen viendo el documental). 

En fin, que si no conocen este trabajo, pueden conseguirlo en HBO on demand, o por lo menos vayan a youtube para que conozcan las muchas manifestaciones del personaje.

Tuesday, January 24, 2017

La mordaza (re)vive

En 1948, el gobierno de Puerto Rico con el apoyo de los Estados Unidos pasó lo que vino a llamarse La Ley de la Mordaza.  Esta ley suponía que toda palabra hablada, escrita o leída que de alguna manera perjudicara al gobierno de la isla podría considerarse como un intento de derrocar al gobierno y por la tanto, se consideraría un crimen. En 1987, la historiadora Ivonne Acosta Lespier publica el libro La Mordaza. Este es un valioso recuento de cómo se promueve la legislación, se pasa la ley, se señala a los culpables y se impone la mordaza en la isla.  La ley en la que se fundamentó la escrita en la isla, se basó en una llamada la Ley Smith que aprobó el Congreso de EEUU en la decada de los 40. Diseñada para señalar a ciudadanos que pudieran traer ideas subversivas al país, la Ley Smith fue utilizada, como la Mordaza en Puerto Rico, para atacar a cualquiera que no compartiera la paranoia comunista del gobierno, o sea, a los liberales, progresistas, socialistas y comunistas. El director del FBI, J. Edgar Hoover, famoso por la cacería de brujo/as a que sometió al país, utilizó el poder otorgado en virtud de esta ley para poner en marcha el desmantelamiento de la izquierda estadounidense. Afortunadamente, a pesar de la persecución logró sobrevivir mal que bien.

Lo más importante de este escrito es recordar que la Ley Smith nunca se ha derogado (La local fue derogada por los abusos cometidos en 1957) y ya parece que los americanos, o por lo menos su magnífico presidente, quieren revivirla. Debemos estar alertas por lo que nos toca…. Como ejemplo les dejo el enlace a una noticia en que se anuncia una mordaza a todo lo que tenga que ver con el ambiente: http://www.periodicolaperla.com/imponen-mordaza-la-epa/