Saturday, August 15, 2015

Lloverá o no lloverá

Las noticias están llenas de historias que convocan a la reflexión (para los que reflexionan), promueven la investigación (para los que investigan) y además sirven, desafortunadamente, de alimento a los pseudo periodistas del país--aquellos que recurren al rumor y la ignorancia para llevar su mensaje (como ocurrió con el IVA). 

Yo soy de las que corro a la PC y hago una búsqueda del tema. El tema que nos ocupa hoy es la siembra de nubes para promover la lluvia o las llamadas técnicas de modificación atmosférica. Según he leído, el primero que propuso el tema fue el geólogo Nathaniel Shaler de la Universidad de Harvard. Shaler propuso canalizar las corrientes de Kuroshio en el Pacífico a través del estrecho de Bering para elevar las temperaturas en la región unos 30 grados. Esto fue en 1877.  Se sabe también que Nikola Tesla (1888)  propuso modificar la frecuencia de resonancia de la tierra a través de corrientes de electricidad alterna. En 1890 ya el gobierno estadounidense financiaba experimentos que se llevarían a cabo en Texas para producir lluvia. En 1910 el magnate de los cereales, el señor CW Post financiaba experimentos para promover la lluvia a modo de reemplazar el riego.

En noviembre de 1946, el Dr. Bernard Vonnegut descubrió que los cristales microscópicos de yoduro de plata (AgI) podían convertir el vapor de agua para formar cristales de hielo. Sin embargo, el mismo Vonnegut previno que esto era tan delicado que no debería dejarse en manos privadas…

El primer experimento considerado exitoso tuvo lugar en Vietnam en 1967 cuando el ejército de EEUU lanza Operación Popeye sobre el país asiático con miras a extender la temporada de monzones sobre Laos. Esta operación consistía en sembrar yoduro de plata en las nubes específicamente sobre Ho Chi Minh de modo que las tropas vietnamitas no pudieran transitar por la ciudad. El escándalo que se suscitó tras el descubrimiento de esta estrategia militar en 1978 propulsó la firma de un tratado entre los Estados Unidos y otros gobiernos para prohibir el uso de tecnología de modificación climatológica en tiempos de guerra—las razones son obvias.

 En 2003 el Consejo Nacional de Investigación de la Academia Nacional de Ciencias publicó un informe titulado "Temas críticos en la investigación sobre la  modificación artificial del clima”. Una de sus conclusiones fue que "todavía no existe prueba científica suficiente que muestre la eficacia de la modificación climatológica.” Sin embargo, ya se usa en muchas partes del mundo (China, Francia, Australia) con un éxito cuestionable y con muchos detractores.

Según Wikipedia, “en Estados Unidos, la siembra de nubes se utiliza para aumentar las precipitaciones en zonas que sufren de sequía, para reducir el tamaño de los granizos que se forman durante tormentas eléctricas, y para reducir la cantidad de neblina en los alrededores de los aeropuertos.”

Esto es a grandes rasgos lo que ha ocurrido, pero hay muchas personas más envueltas en la experimentación con el clima y cómo modificarlo. O sea, que el tema es complicado y todavía requiere de estudio.  Todos los supuestos logros hasta el momento son disputados por expertos. En el 2011 dado el récord de desastres climatológicos ocurridos en los EE.UU., el Servicio Nacional de Meteorología lanzó una iniciativa global para asegurar que el país estuviera en un futuro preparado para enfrentar cualquier crisis de naturaleza climática que pudiera surgir dada la creciente vulnerabilidad de muchas comunidades afectadas por fenómenos meteorológicos severos, tales como tornados, olas de calor intensas, las sequías, inundaciones, y huracanes.


En Puerto Rico, por si no está enterado, la empresa Seeding Operations & Atmosferic Research  (SOAR) ya empezó a sembrar nubes. “Lanzó tres bengalas de químicos sobre la zona de la cuenca de Carraízo e informó de un aguacero posterior al evento, cuya magnitud la empresa no pudo precisar, dio a conocer la portavoz de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Norma Muñoz” según se publica en el periódico primerahora.com. Mientras tanto, los profesores de la UPR que aparecían como consultores de la compañía SOAR, se desvincularon de la contratación aclarando que nunca fueron consultados y aunque no se oponen plenamente, sugieren más investigación sobre el tema.

Un problema que preveo es que si funcionara, aunque no parece muy prometedor, seguiríamos con las costumbres que nos han llevado hasta esta sequía. O sea, seguiríamos mal gastando los recursos, deforestando y sembrando cemento. Primero debería comenzarse una campaña en las escuelas que es donde realmente puede funcionar, otra en la prensa y televisión sobre la importancia de proteger el planeta, (no solo la isla) y luego de prevenir para evitar que vuelva a ocurrir en el futuro; solo entonces deberíamos considerar otras alternativas.

Aquí algunas fuentes usadas para este escrito:










Sunday, July 19, 2015

La soga parte por lo más fino


Ahora de vuelta a la realidad.  La ficción de las series televisivas que nos distraen queda fuera para discutir lo sucedido en el país con la crisis fiscal y cómo parece no resolverse. Tengo amigos que dicen que no leen la prensa porque está llena de malas noticias. Yo, como soy masoquista, no dejo de leer los periódicos, cualquiera que me encuentre. No me gusta andar en Babia. Me gusta estar enterada y que no vengan a confundirme con mentiras—no que la prensa no mienta, vale, pero para eso se leen diversas fuentes.

Pero al tema. No nos sorprende la cantidad de cosas alarmantes que suceden y se barren bajo la alfombra o se tergiversan.  Sin embargo, me preocupa mucho una propuesta que se ventila como parte de la solución a la crisis fiscal. Y es que a pesar de que la crisis NO la han provocado los trabajadores, en la prensa vemos como los empresarios y el gobierno de turno buscan que sea la clase obrera (o sea, las víctimas) los que paguen los platos rotos. Entre las más sonadas recomendaciones de la Krueger está la de solicitar que se nos exima de honrar el salario mínimo federal, como si el sueldo de los trabajadores fuera el problema y no la incompetencia de los que nos han gobernado.  El Presidente de MIDA, Ricky Castro (El Nuevo Día la semana pasada) sugiere que se evalúen las leyes laborales que, según él, impiden el crecimiento del sector privado. Mientras tanto se habla de un aumento a las tarifas de la agua y de la luz, se le añade un IVU a gran parte de los alimentos y se pretende fusionar o eliminar agencias que ofrecen servicios al consumidor de modo que cualquier gestión se vuelva una odisea aun mayor.

Supongo que tienen la esperanza de vaciar al país de su gente trabajadora, (y con ello las “turbas” que puedan discrepar o interferir con sus metas). De esa manera podrían convertir al país en una gran plantación al estilo de las de los siglos 18 y 19 de modo que los ricos (léase inversionistas) puedan quedarse con la isla ya que esos sí estarían en un paraíso en el que se les eximiría hasta del pago de contribuciones hasta el 2036, o sea, to infintiy and beyond.

Otra cosa que me endiabla es el sueldo de las Mesías (aunque hay muchos otros consultores que no conocemos de nombre pero que están hartándose de igual manera.) Me pregunto, ¿Por qué hay que invertir $400,000 en un análisis de la Krueger a la situación del país cuando cualquier pendejo que lee el periódico, puede hacer sugerencias como las de ella?  Digo, cualquiera que sea neoliberal y que busque solucionar la crisis echándoles la carga a los que nada tuvieron que ver con ella. ¿Y qué del sueldo de la Donahue? A mí esta señora no me convence para nada con sus sonrisas mecánicas y sus facturas por millones de dólares. (Por lo menos la Krueger anda por ahí con cara fúnebre y no trata de deslumbrarnos con su coqueteo artificial)¿Realmente necesitamos que Donahue nos siga diciendo cómo manejar la crisis en la AEE? ¿Acaso va a colapsar si ella se va? ¿Acaso se va a dejar de trabajar si a ella no le pagan 7 millones en los próximos tres meses? La verdad es que no acabo de entender a los que dirigen el país. Melba, por su parte, parece un topo, dando vuelta y vueltas sin realmente saber qué hacer ni cómo. ¿Será que también tiene las manos atadas (con esposas de hierro) y lo que hace es dar cara? (Que tampoco entiendo como no cierran el BFG si ha probado año tras año ser tan incompetente...Han manejado tan mal NUESTRO dinero que de verdad no deberíamos seguir pagándoles.)

Y ¿cuándo pagará alguien por el descalabro? Me indigna la impunidad.  Se roba y malbarata a diestra y siniestra el erario y ningún culpable paga...

Finalmente, ¿cómo es que recurrir a los federales va a suavizar la píldora? Yo prefiero que se queden en el norte señalándonos de ineptos y que no vengan aquí a darse golpes en el pecho.  Si hubiesen querido ayudar lo habrían hecho hace años.  No es como que esto es una deuda nuevecita y que el desmadre es de ayer. Si AGP quisiera realmente ser un héroe y salvar al país tomaría las miles de propuestas sometidas por los del patio (economistas, abogados, empresarios, investigadores, profesores, grupos comunitarios) y echaría a caminar la máquina.  Y NO para subir impuestos, servicios y alimentos. Y NO empeorando las condiciones de los trabajadores quienes mantienen la economía en marcha después de todo; porque si no hay dinero, no hay consumo y si no hay consumo, la máquina se detiene y colapsa. 

Debería empezar AGP por limpiar la casa; mandar de paseo a los consultores y contratistas que drenan el precario presupuesto, eliminar los privilegios de los de su confianza (No el aguaje que hubo que prometía que se iban a recortar el presupuesto y luego quedó en nada, sino poniendo un tope de $60,000 anuales a la legislatura, jueces, personal de confianza). Todo el mundo a manejar y pagar su propio vehículo y pagar su propio alimento. Cero viajes al extranjero, para lo que sea, que para eso existen las videoconferencias. Que aprendan a usar Skype que hasta gratis es (y hasta sus propios hijos le pueden ofrecer un tallercito...gratis.) Estamos en tiempos de crisis.  A la Krueger y a la Donahue que empaquen sus trapitos y recojan sus séquitos y lleguen hasta el aeropuerto en taxi y pagando propina. Basta ya. Que todo el mundo ligue cemento.



Sugiero como lecturas suplementarias: "Esquema Ponzi en la AEE" de José González Freyre (El Nuevo Día, Negocios, 19 jul 2015) y "El informe Krueger en el juicio final" de Carlos Frontera Santana (Claridad 16-22 jul 2015)


Incluyo una tira de Mafalda, que 50 años después, sigue siendo pertinente.

Thursday, July 16, 2015

Más series

Para los que buscan otro tipo de serie, más, tal vez, sofisticadas, les presento la lista que me sometió la bloguera IAL.  Es una lista más variada y con propuestas interesantes.  En este mundo digital es una lástima que no aprovechemos la TV (o la computadora para los que así lo prefieren) para conocer otros países y sí, comparar.  Aquí va:

Series que he visto y me han gustado en los últimos dos o tres años:

A. Inglesas
1. Waking the Dead -de la BBC (no confundir con Walking Dead)
2. Branford
3. Foyle's War-
4. The Forsyte Saga
5. Island at War
6. The Bletchley Circle-
7.  Bomb Girls
8.  North & South- basada en una novela de Elizabeth Gaskell-(contemporánea de Jane Austen)
9.  Wallander (con K.Branagh)-versión de la danesa que es superior
10. The Paradise -
11. Downton Abbey- por supuesto
12. Peaky Blinders - la acabo de empezar y me agarró
(Vi la primera de "The Fall" pero no me interesa seguirla)

B. Danesas
1.  The Eagle
2.   Wallander
3.   Borgen

C. Estadounidenses
1.  Damages
2. The Shield
3. A Gifted Man
4.  The Killing
5. White Collar
(Vi varias temporadas de "Mad Men" pero la dejé, lo mismo "House of Cards")

D. Canadiense
1. Murdoch Mysteries

E. Australiana
1.  Miss Fisher's Murder Mysteries

F. Españolas
1. Desaparecida
2. Guante Blanco
3. Víctor Ros
4. Gran Hotel